El rector Suárez pasó su examen como catedrático con un trabajo lleno de párrafos copiados

Raquel Ejerique
15/12/2016

eldiario.es

Los copia y pega del rector de la universidad pública Rey Juan Carlos empezaron mucho antes de que asumiera el liderazgo de este campus de Madrid. Fernando Suárez se presentó en 2007 a las pruebas de habilitación nacional de catedráticos –ya extintas– y que consistían en demostrar méritos y conocimiento ante un tribunal de siete personas asignadas por el Ministerio de Educación.

Si se pasaban esas pruebas, se recibía el ‘carné’ de catedrático. Con esa habilitación, se podía aspirar a una cátedra en una universidad concreta. Suárez se presentó en 2007, siendo ya vicerrector de la URJC, y lo aprobó. La primera prueba era de méritos, básicamente el currículo, y el segundo paso era la prueba de conocimiento. El real decreto que regulaba estos exámenes nacionales que ya no existen especifica que el trabajo debe ser “original e inédito” .

En esa prueba entregó al tribunal un texto de más de 300 páginas. Lo defendió en una prueba oral y, por cuatro votos contra tres, resultó habilitado en un examen que se celebró en la Universidad a Distancia (Uned) de Madrid y cuyo presidente fue José Antonio Escudero, hombre cercano al padre del rector Suárez –con quien comparte sillón en la Real Academia de Historia– y al propio rector.

Dos años después de ganar esa habilitación, Fernando Suárez le dedica un libro: “A José Antonio Escudero, maestro y amigo”.

Una página original y otra del ejercicio del rector, en el que cita la obra antes del fin de la cita
Una página original y otra del ejercicio del rector, en el que cita la obra antes del fin de la cita

eldiario.es ha tenido acceso al texto que Suárez entregó al tribunal el ahora rector –para serlo es indispensable ser catedrático– y se puede ver que copió y pegó párrafos completos de otros autores. eldiario.es no tiene autorización para reproducirlo, tan solo la página de la foto y el índice.

Tras comprobar el texto y los de los otros autores, se ve que copió literalmente al menos 90 párrafos de otros. Al contrario que en casos de plagio anteriores publicados, donde ni siquiera citaba, en esta prueba sí usa referencias en el pie de página. Sin embargo, no usa comillas ni cursivas, que son los identificadores habituales para referir que se está copiando el texto de otro.

Tampoco cita siempre el libro, porque lo ha citado antes y ya no vuelve a hacerlo pese a que lo fusila. Otras veces (como en la foto), pone la referencia en un punto del texto, pero los párrafos siguientes también están copiados, de modo que parece que ese texto sea suyo.

Al haber más consideración en los pies de página hacia los autores, “en este caso no sería un plagio claro, pero obviamente copiar y pegar no aporta en la investigación científica y académica, es la actitud de alguien que no quiere trabajar mucho”, comenta un experto en propiedad intelectual consultado, al contrario de lo que dice el Real Decreto que pide obra “original e inédita”. En el ámbito académico a copiar y pegar como hace el rector en esta obra sí se le llama plagio, señalan varios catedráticos consultados, y es una de las peores indignidades, sostienen.

La propia Universidad Rey Juan Carlos tiene un sistema para detectar si los trabajos de los alumnos son copia y pega, y en ese caso el alumno no aprueba.

Entre los autores de los que calcó material está su propio padre, el historiador Luis Suárez, conocido por ser  presidente de la Hermandad Valle de los Caídos y autor de la entrada sobre Francisco Franco en el Diccionario Biográfico Español, donde describía al dictador como “inteligente” y “no totalitario “. 

El hijo copia párrafos completos de ‘Historia de España’, dirigida por Menéndez Pidal. Usa textos sobre los Reyes Católicos, el capítulo escrito por su padre junto a Juan de Mata Carriazo. De diferentes tomos (la obra tiene dos) coge y va salteando páginas. Son palabras textuales. A veces cita al pie. A veces no. A veces cita lo mismo que citó su padre. 

Índice de la prueba de habilitación a catedrático del rector Suárez
Índice de la prueba de habilitación a catedrático del rector Suárez

Pero no es el principal copiado. Del libro de Juan Manuel Carretero Zamora La consolidación de un modelo representativo: Las Cortes de Castilla en época de los Reyes Católicos reproduce muchos más párrafos literales. Carretero Zamora es catedrático de la Universidad Complutense y experto en Castilla.

También utiliza párrafos completos del libro de César Olivera Serrano Las Cortes de Castilla y León y la crisis del Reino (1445-1474). Este autor es doctor por la Universidad Autónoma y científico en el Centro Superior de Investigaciones Científicas. De ese libro también copia un prólogo de Rogelio Pérez Bustamante. También reproduce literalmente párrafos del fallecido medievalista Eloy Benito Ruano  (Toledo en el siglo XV).

El cotejo del libro

Este trabajo para el concurso de oposición fue el germen para un libro que publicó en 2009, dos años después de su habilitación como catedrático, el dedicado al presidente del tribunal de su examen. En ese volumen, titulado El origen de un Estado: Toledo, 1480, además hay más textos copiados. Según un cotejo de este libro que circula en el ámbito académico [ver abajo] también copió al historiador del XIX Manuel Colmeiro (Cortes de los antiguos reinos de León y Castilla) o Miguel Pino Abad.

En la oposición de Suárez, solo él fue habilitado y quedó una plaza desierta, lo que provocó el estupor de algunos miembros del tribunal y también ha generado enfado entre algunos catedráticos, además de la reclamación de un candidato que quedó fuera. Una carta de queja enviada por un catedrático respecto a la prueba refleja que fue polémica y tensa (nota 24 y 25).

eldiario.es ha contactado con la Universidad Rey Juan Carlos para tener la versión del rector sin obtener respuesta.

Anuncios